jueves, 6 de diciembre de 2007

¿Qué función cumple Prompyme en favor de las micro y pequeñas empresas?

Prompyme es el Centro de Promoción de la Pequeña y Micro Empresa. Como tal, sus funciones son promover, coordinar y concertar acciones que contribuyan al incremento de la competitividad de éstas.

Con ese objeto, facilita el acceso de éstas a los mercados de bienes y servicios, con el fin de que puedan incrementar sus ventas en base al cumplimiento de estándares óptimos de calidad, según las necesidades de cada mercado.

Los pasos que da Prompyme para desarrollar sus funciones son los siguientes:

a. Prospección de mercados. Efectúa estudios destinados a identificar oportunidades comerciales y su nivel de exigencia. A medida que capta la información, la difunde a las Pymes, para que éstas vean la forma de adecuarse.
b. Adecuación de oferta. Una vez que identifica la demanda, Prompyme convoca a grupos de pymes con potencial para satisfacerla. Luego, las evalúa, y, una vez que determina que son capaces de proveer la oferta adecuada, las reúne con entidades de capacitación y asistencia técnica.
c. Promoción comercial. Cuando la oferta de la o las pymes resulta adecuada para satisfacer la demanda, Prompyme efectúa la promoción comercial correspondiente, así como actividades de articulación con los mercados, tales como ferias, exposiciones, ruedas de negocios, show rooms, etc.
d. Proyectos Especiales. Por medio de éstos, y a través de las denominadas “cadenas de valor y redes”, Prompyme busca mejorar la competitividad en grupos de pymes líderes, en base a una demanda existente. A tal efecto, identifica los principales problemas de los eslabones de la cadena productiva, para luego, y a través de la asociatividad, promover la eficiencia en ellos, tanto al interior de cada uno (articulación horizontal) como entre todos ellos (articulación vertical).
Este enfoque se lleva a cabo en conglomerados de empresas, ya que en ellos es más fácil identificar a las más eficientes.

Es importante señalar que Prompyme privilegia siempre al comercio exterior como el mercado de mayor importancia, al que siempre deberían apuntar las pymes.